¿Cómo funciona el Internet de las cosas?

  • Los dispositivos IoT se conectan con un proceso llamado M2M (machine to machine) en el que dos dispositivos cualesquiera se comunican entre sí utilizando cualquier tipo de conectividad (cable, WiFi, Bluetooth, etc.), haciendo su trabajo sin la necesidad de que un humano intervenga. Esto se realiza con sensores y chips específicos que están dispuestos en los dispositivos (por ejemplo, un smartphone tiene sensor de luz ambiental, giroscopio, etc.).
  • Estos dispositivos generan una gran cantidad de datos que llegan a una plataforma IoT que recolecta, procesa y analiza dichos datos. Esta información se hace relevante al usuario porque gracias a ella se pueden sacar conclusiones de los hábitos y preferencias del mismo y facilitarle la vida.