Archivo de datos

  • El archivo de datos contendrá la información dinámica con la que cargaremos nuestros documentos. Por ejemplo, la lista de contactos de Microsoft Outlook, una tabla creada en Excel, una base de datos de Access o incluso un archivo de texto.
  • Deberemos almacenar en ese archivo datos únicos y diferentes, como nombres y direcciones de los destinatarios, que deseemos utilizar en la combinación de correspondencia. Así, gracias a la estructura del archivo, podremos asignar datos concretos a los marcadores que hayamos incluido en el documento principal.
  • El objetivo final de una combinación de correspondencia es generar un conjunto de documentos individuales para imprimir (cartas, etiquetas, sobres, etc.) o transmitir electrónicamente (como emails) que contienen una información común pero cada uno de ellos tiene una información específica o única.